Mision-tic-2022

Fuente: https://www.misiontic2022.gov.co/portal/Secciones/Noticias/159999:Agendate-con-las-actividades-programadas-en-MisionTIC2022

 

Desde antes de la COVID-19, los procesos de comunicación, educación, transporte y demás actividades de los distintos sectores de la industria y la sociedad venían desarrollando y apropiando tecnologías digitales como resultado de su inclusión en la llamada la Industria 4.0, la nueva Revolución Industrial. Con la llegada inesperada de la actual pandemia, quienes estaban escépticos ante la transformación digital (personas y organizaciones) se vieron obligados a acelerar el ingreso y la apropiación de estas nuevas tecnologías, pues la necesidad de reinventarse y sobrevivir fue inminente.

De alguna manera, se podría interpretar como positivo para algunos sectores de la industria y el comercio que llegara una pandemia de tal magnitud, aunque muy costosa para la humanidad.

Como efecto retardado, el Gobierno Nacional detectó la importancia de formar personas calificadas para apoyar estos procesos de transformación digital, aunque el déficit de profesionales en áreas de TI está manifiesto por la industria desde hace ya varios años, hecho que le ha costado mucho al país en términos de desarrollo de ciencia, tecnología y de competitividad que impacta fuertemente a su economía.

El Presidente, a través del Ministerio de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, MinTic, lanzó un programa de formación en habilidades de programación con una cobertura de 100 mil personas en el ámbito nacional, quienes podrán participar en una formación de 800 horas, con la que se espera se cubran las necesidades de la industria del software en Colombia.  Pero, ese es precisamente el desacierto del programa, pues la industria manifiesta claramente que la necesidad más importante está en ingenieros de sistemas y otras carreras afines que puedan aportar a solucionar los grandes retos de ingeniería que deben enfrentar cada día en las organizaciones, esto no lo pueden suplir los programadores, ni siquiera teniendo más de 100 mil con este perfil.

Un ingeniero de sistemas debe contar con la capacidad de abstraer, inferir, crear, diseñar, desarrollar y desplegar soluciones tecnológicas que den solución a las problemáticas actuales, que son cada vez más exigentes.  Parte de ese trabajo lo hacen los programadores de computadores, pero eso es sólo una parte del todo.  No es posible hablar de analítica de datos, inteligencia artificial, integración de tecnologías, diseño de algoritmos y otros conceptos claves para la ingeniería sin echar mano del álgebra lineal, el cálculo multivariado, la probabilidad y la estadística, entre otros, que nos ofrecen las ciencias básicas que, además, nos aportan tanto en la capacidad de abstracción, de análisis y de ingenio que requerimos los ingenieros.  Eso no se logra con 800 horas de programación.

La Red de Programas de Ingeniería de Sistemas y Afines REDIS ha manifestado su preocupación sobre este hecho y, aunque celebra la noble intención del Gobierno Nacional, considera que hizo falta integrar a la academia de manera más frontal para poder sacar el mejor provecho de estos recursos y poder aportar de manera más efectiva en la solución de los problemas de la industria. Lo bueno de todo esto es que, seguramente, muchos de estos 100 mil beneficiaros tendrán la oportunidad de vincularse con la industria y descubrir la necesidad de formarse como ingenieros, un camino más largo pero muy firme, que les permitirá a través de los años adquirir formación profesional y consolidarse como ingenieros líderes en la solución de los retos que la industria del software demanda.

Nelson Armando Vargas S.

Director Programas de Ingenierías

Facultad de Matemáticas e Ingenierías.

Publicado por Fundación Universitaria Konrad Lorenz El día 03/08/2021 Enlace permanente Comentarios (0)

Comentarios